Pura Vida, un documental sobrecogedor

El pasado viernes se estrenó en cines el largometraje documental Pura Vida (Pablo Iraburu y Migueltxo Molina, 2012). La historia trágica del intento de rescate del montañero navarro Iñaki Ochoa de Olza (en la foto de arriba). Es trágica sí, por el fatal desenlace, pero es también heroica: la de un grupo de montañeros que en marzo del 2008, aún sabiendo de las enormes dificultades que entrañaba el rescate, pusieron su vida en peligro para subir al Campo 4 del Annapurna y tratar de traer con vida a Ochoa de Olza.

El Annapurna con 8091 metros de altura, es el décimo más alto de los 14 ochomiles de los Himalaya. Sin embargo es uno de los que presenta más dificultades puesto que, para hacer cumbre por la cara Este, hay que atravesar una arista de más de 7 kilómetros, sin bajar nunca de 7000 metros de altura. Y permanecer en esta altitud sin oxígeno, se convierte siempre en una cuenta atrás, en una cuestión de vida o muerte, por mucho que el cuerpo esté bien aclimatado. Por eso la mayoría de las expediciones, en el caso de subir por la arista, suelen bajar luego por la cara Norte. El montañero vasco Alberto Iñurrategi y el francés Jean-Christophe Lafaille fueron los primeros en coronar el Annapurna subiendo y bajando de la arista Este sin oxígeno, en el 2002.

En la estadística de los Himalaya, el Annapurna es la cima que presenta una tasa de mortalidad más elevada con una relación de una muerte por cada dos ascensiones con cumbre. El mítico K2 tiene una relación de una por cada cuatro, y el Everest una por cada nueve.

Ochoa de Olza tuvo la desgracia de caer enfermo a 7400 metros. El documental, que fue presentado en el pasado Zinemaldia y recibió el premio Serbitzu a la mejor producción vasca, narra los 4 agónicos y épicos días en los que un grupo de héroes fueron a salvarle, y muestra la historia personal de cada uno de ellos. Unidos por la misma pasión y por el mismo sentido de la vida, estos “locos” del alpinismo, a sabiendas de la imposibilidad del intento, se enfrentaron a la mortífera arista este del Annapurna sin pensárselo dos veces.

Provenientes de distintas y muy diferentes nacionalidades, la patria de todos ellos es la montaña.

Pues eso, Pura Vida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s